Gustavo Quinteros, atinada designación como técnico de la Tri

 

El tiempo apremiaba y Ecuador debía nombrar a su técnico para las mayores. Como ha ocurrido en todas las naciones, siempre aparecen los que ameritan ser considerados para ese cargo. En el medio se propusieron nombres como: Gustavo Quinteros, Edgardo Bauza y Jorge Fossati, entre los más opcionados.

Es sabido universalmente que los entrenadores son hijos de los resultados y al no darse estos en la sub-20, dirigida por Sixto Vizuete, en el Sudamericano de Uruguay, que lo ganó Argentina, le dijeron adiós a este técnico nacional.

Ahí comenzó la cuenta regresiva, y la afición y el periodismo se preguntaron: ¿Quién será el nuevo seleccionador? Entonces, el organismo regulador del fútbol ecuatoriano nombró a Quinteros estratega oficial para la Copa América y eliminatorias.

Quinteros no requería de un abultado currículum, ya que durante su presencia en Ecuador dirigiendo a Emelec, con el que fue bicampeón, mostró seriedad y conocimientos futbolísticos.

Es muy común en el fútbol que cuando se nombra a un técnico haya disentimientos, opiniones adversas y conceptos singularizados, estos son vencidos con las buenas campañas que se dan durante las competencias.

¿Por qué lo consideramos el técnico de la selección? Es un profesional muy riguroso; implanta que su equipo actúe los 90 minutos en la mira del arco rival; sorprende al conocer las falencias del contrario; estudia a sus adversarios, lo que es un referente natural del balompié; y es un incesante trabajador en las áreas física, técnica, estratégica y mental de sus dirigidos.

A estas virtudes se suman su disciplina, planificación, incondicionalidad con los jugadores, verticalidad ante la prensa; exigente en los test y evaluaciones que ponen al día el rendimiento de su plantilla de jugadores.

Tiene en sus hombros un reto que lo consideramos no tan difícil: nos conduzca al Mundial 2018 en Rusia, ya que el sistema clasificatorio nos apunta a tal presencia; hay jugadores de insigne valía, infraestructura, logística y en presupuesto tienen vía libre.

Sugerencia: Es ético que dentro del cuerpo técnico se considere un elemento nacional (ampliaremos este análisis en la columna del sábado 28 de marzo).

Dirigencia, afición y prensa deben apoyar a Quinteros y él debe hacernos llegar por cuarta ocasión a un Mundial. (I)

 

Compartir artículo

 

Etiquetas

 

Noticias Relacionadas

  • No hay noticias relacionadas
 

Sobre el autor

Denis Dau Karam

 
 

0 Comentarios

Puedes ser el primero en dejar un comentario.

 
 

Comentar